Escudo y lema de UNAM cumplen 100 años
CULTURA NOTICIAS

Escudo y lema de UNAM cumplen 100 años

Representan la autonomía y libertad de pensamiento

El escudo y lema de la Máxima Casa de Estudios cumplen un siglo de que el Consejo de Educación mexicano aprobara un 27 de abril la propuesta del entonces rector José Vasconcelos.

Los símbolos de identidad universitaria, el escudo con el lema “Por mi raza hablará el espíritu”, ha quedado grabado por décadas en las vidas de millones de mexicanos y mexicanas.

José Vasconcelos

Libertad, identidad, autonomía, orgullo, sentido de pertenencia, arraigo, son expresiones con que los y las universitarias de ayer y de hoy describen las emociones evocadas por los símbolos de la Universidad.

Escudo y lema son “elementos que han dado identidad histórica a nuestra comunidad y los hemos sostenido, e incluso defendido, como símbolos de la autonomía, de la libertad de pensamiento, de la convivencia entre distintas corrientes y de la responsabilidad que tenemos los universitarios con la sociedad”, señala el rector Enrique Graue Wiechers.

Su significado escudo y lema

Ambos han viajado y son conocidos y reconocidos a nivel mundial. El primero, con su ave bicéfala formada por la unión del águila mexicana y el cóndor andino; y el segundo, construido con 26 letras distribuidas en seis palabras: “Por mi raza hablará el espíritu”. 

Fernando Vizcaíno Guerra, del Instituto de Investigaciones Sociales (IIS) de la UNAM, comenta la importancia del concepto de la raza, y la idea de la “raza cósmica”, en el lema de la Universidad Nacional.

“No hay duda de que Vasconcelos concibe la historia de occidente entre el mundo hispánico y el mundo anglosajón, porque no hay que olvidar el contexto histórico en que se crea nuestro lema. Hablamos de los años 20, que en Europa, y en buena medida en Norteamérica, existía la idea de una superioridad racial, la de los blancos o arios, particularmente”.

Vasconcelos se opone a esa idea a través de “la raza cósmica”, la cual reúne las cuatro principales razas: afros, blancos, asiáticos y amerindios, relata Vizcaíno Guerra.

“Entonces la raza cósmica no es otra que nosotros mismos, los mestizos, que a diferencia de la supuesta raza pura, es una mezcla diversa que constituye la fuente de la fortaleza”. 

De ahí que, según el investigador del IIS, también el escudo de la UNAM alude a la importancia de la unidad latinoamericana, para defender su especificidad cultural, su autonomía política, jurídica y territorial frente al mundo anglosajón.

Spread the love

Lu Camargo

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad